Noticias

Ves enrere La Generalitat expone desde hoy a información pública la Ley de Barrios

La Generalitat expone desde hoy a información pública la Ley de Barrios

  • La nueva norma tiene por objeto impulsar un proceso de rehabilitación, regeneración y revitalización de los entornos urbanos
  • Con los fondos europeos se abre una oportunidad inédita para impulsar de manera definitiva nuevos instrumentos de regeneración y revitalización urbana

La Vicepresidencia Segunda y Conselleria de Vivienda y Arquitectura Bioclimática ha iniciado la tramitación de la Ley de Barrios, un marco normativo necesario, actualizado y con mirada estratégica para impulsar un proceso de rehabilitación, regeneración y revitalización de los entornos urbanos que han entrado en una espiral de degradación. Norma que se desde hoy somete a información pública consultar aquí.

Los principales objetivos de la nueva ley son emprender actuaciones de atención y mejora de las condiciones de vida de la población que reside en estos barrios, con especial atención a los colectivos más vulnerables (hogares monoparentales, personas mayores, jóvenes en situación de desempleo, población migrante, etc.).

Así como hacer frente a los déficits en materia urbanística (degradación del espacio público, dificultades de accesibilidad, escasez de zonas verdes, obsolescencia, etc.), en la prestación de los servicios, en la calidad de la vivienda y la falta de equipamientos, que afectan con particular intensidad a algunos barrios de las ciudades, con los consiguientes efectos sobre las dinámicas de segregación residencial y desigualdad social.

Además, la norma pretende fortalecer la vida asociativa y las iniciativas cívicas en los barrios, y fomentar la implicación de la población en los proyectos de mejora de las dotaciones y de las condiciones de vida de la ciudadanía.

Los fondos europeos como oportunidad para la revitalización urbana

En la Comunitat Valenciana existen entornos urbanos que viven profundas contradicciones sociales a causa del modelo dominante de desarrollo urbano y de una inadecuada planificación en sus asentamientos. Por ello, sufren las consecuencias del hacinamiento, los síntomas de la desagregación, la marginación y las disfunciones del desarrollo.

En el mismo sentido y de manera más reciente, la crisis sanitaria provocada por el coronavirus COVID-19 ha puesto en evidencia la ineficacia de nuestras ciudades para hacer frente a las convulsiones que cada vez más van a sacudir a nuestro sistema.

Con la llegada del Fondo de Recuperación 'Next Generation' aprobado el pasado 21 de julio de 2021 por el Consejo Europeo se abre una oportunidad inédita para impulsar de manera definitiva nuevos instrumentos de regeneración y revitalización urbana. Ante esta situación, es necesario instrumentar las medidas adecuadas que hagan posible la prevención de los procesos sociales y sanitarios que originan su actual desestructuración, la atención de su demanda asistencial y la promoción de recursos.

La Ley de Barrios, que estará expuesta a información pública hasta el próximo 6 de junio, establece el marco jurídico general para impulsar un proceso que va más allá de los aspectos estrictamente físicos, identificables con la rehabilitación edificatoria en cuanto a arquitectura.